VI ENCUENTRO MUNDIAL DE LAS FAMILIAS
Mexico.gif (7979 bytes)México, del 14 al 18 de Enero de 2009




A continuación, encontrarán el resumen jornada a jornada del VI Encuentro Mundial de las Familias, así como respuestas a unas preguntas básicas sobre los encuentros mundiales de las familias.

1. ¿Qué es un Encuentro Mundial de las Familias?

Cada tres años el Papa convoca a las familias católicas del mundo a un encuentro de unidad, en el que miles de personas de los cinco continentes se reúnen para compartir, dialogar, orar y profundizar en aspectos importantes del papel de la familia cristiana en el mundo actual. Este año, la Arquidiócesis de México es la sede del VI Encuentro Mundial de las Familias que se realizará del 14 al 18 de enero.

2. ¿En qué otros países se ha realizado?

En 1994 se realizó en Roma (Italia) con el tema “La familia, corazón de la Iglesia y de la humanidad”; en 1997 en Río de Janeiro (Brasil) sobre “La familia, don y compromiso, esperanza para la humanidad ”; en el 2000, nuevamente en Roma y se profundizó en “Los hijos, primavera de la familia y de la sociedad ”. En 2003 se llevó a cabo en Manila (Filipinas) con el tema “La Familia cristiana, una buena noticia para el tercer milenio ” y en Valencia (España) en el 2006 para analizar “La transmisión de la fe en la familia ”.

3. ¿Cómo se estructuran los EMFs?

Los Encuentros Mundiales de la Familia constan de tres eventos principales:

1. Congreso Teológico–Pastoral,
2. Encuentro Festivo y Testimonial, 
3. Solemne Misa de Clausura con la intervención de Su Santidad.

4. ¿Qué es el Congreso Teológico-Pastoral?

Es un evento en el que se profundiza en temas importantes relacionados con la familia y con el tema propuesto que este año corresponde a “La familia promotora en los valores humanos y cristianos”. Se realizan ponencias, mesas redondas, testimonios y comunicaciones. Quienes participan son especialistas en el tema de familia provenientes de todo el mundo. El Congreso Teológico-Pastoral tendrá lugar del 14 al 16 de enero en el Centro de Exposiciones Bancomer de Santa Fe, en cuya inauguración el Papa Benedicto XVI enviará un mensaje videograbado. En la página 6 de esta edición puede conocer los nombres de los ponentes y participantes en los paneles y mesas redondas que se desarrollarán en el Congreso.

5. ¿Qué es el Encuentro Festivo y Testimonial?

Es en realidad una fiesta en la que matrimonios y familias de todo el mundo dan un testimonio de su experiencia en diferentes aspectos de su vida y comparten su alegría de ser familias cristianas. Habrá mensajes, cantos y testimonios, se rezará el Santo Rosario, se realizará una consagración solemne de las familias a la Virgen de Guadalupe, se recibirá la bendición del Legado Pontificio designado por el Papa -que es el cardenal Tarcisio Bertone- y concluirá con fuegos artificiales. El Evento Festivo y Testimonial se llevará a cabo el 17 de enero en el atrio de la Basílica de Guadalupe.

6. ¿En qué consiste la Clausura del EMF?

Con la Solemne Eucaristía de Clausura culmina el Encuentro Mundial de las Familias. Constituye una acción de gracias a Dios por el don de la familia, del matrimonio, de la vida, del amor y de todos los demás valores que enriquecen la experiencia de ser familia. Durante la celebración se transmitirá también un mensaje especial del Santo Padre para todas las familias del mundo. La Clausura del EMF tendrá lugar en la Basílica de Guadalupe el domingo 18 de enero, y será presidida por el Legado Pontificio, Card. Tarcisio Bertone.

________________________________
Mensaje de Su Santidad Benedicto XVI
Domingo, 18 de Enero, - EMF 2009
________________________________


Queridos hermanos y hermanas:


1.- Les saludo a todos ustedes con afecto al término de esta solemne celebración Eucarística con la cual se esta concluyendo el VI Encuentro Mundial de las Familias en la Ciudad de México. Doy gracias a Dios por tantas familias que, sin ahorrar esfuerzos, se han congregado en torno al altar del Señor.

Saludo de modo especial al Señor Cardenal Secretario de Estado, Tarcisio Bertone, que ha presidido esta celebración como mi Legado. Quiero expresar mi afecto y gratitud al Señor Cardenal Ennio Antonelli, así como a los miembros del Consejo Pontificio para la Familia, que él preside, al Señor Cardenal Arzobispo Primado de México, Norberto Rivera Carrera, y a la Comisión Central que se ha ocupado de la organización de este VI Encuentro Mundial. Mi reconocimiento se extiende a todos los que con su abnegada dedicación y entrega han hecho posible su realización. Saludo también a los Señores Cardenales y Obispos presentes en la celebración, en particular a los miembros de la Conferencia del Episcopado Mexicano, y a la Autoridades de esta querida Nación, que generosamente han acogido y hecho posible este importante acontecimiento.

Los mexicanos saben bien que están muy cerca del corazón del Papa. Pienso en ellos y presento a Dios Padre sus alegrías y sus esperanzas, sus proyectos y sus preocupaciones.

En México el Evangelio ha arraigado profundamente, forjando sus tradiciones, su cultura y la identidad de sus nobles gentes. Se ha de cuidare ese rico patrimonio para que siga siendo manantial de energías morales y espirituales para afrontar con valentía y creatividad los desafíos de hoy y ofrecerlo como don precioso a las nuevas generaciones.

He participado con alegría e interés en este Encuentro Mundial, sobre todo con mi oración, dando orientaciones específicas y siguiendo atentamente su preparación y desarrollo. Hoy, a través de los medios de comunicación, he peregrinado espiritualmente hasta ese Santuario Mariano, corazón de México y de toda América, para confiar a Nuestra Señora de Guadalupe a todas las familias del mundo.

2.- Este Encuentro Mundial de las Familias ha querido alentar a los hogares cristianos a que sus miembros sean personas libres y ricas en valores humanos y evangélicos, en camino hacia la santidad, que es el mejor servicio que los cristianos podemos brindar a la sociedad actual. La respuesta cristiana ante los desafíos que debe afrontar la familia y la vida humana en general consiste en reforzar la confianza en el Señor y el vigor que brota de la propia fe, la cual se nutre de la escucha atenta de la Palabra de Dios. Qué bello es reunirse en familia para dejar que Dios hable al corazón de sus miembros a través de su Palabra viva u eficaz. En la oración, especialmente con el rezo del Rosario, como se hizo ayer, la familia contempla los misterios de la vida de Jesús, interioriza los valores que medita y se siente llamada a encararlos en su vida.

3.- La familia es un fundamento indispensable en la sociedad y los pueblos, así como un bien insustituible para los hijos, dignos de venir a la vida como fruto del amor, de la donación total y generosa de los padres. Como puso de manifiesto Jesús honrando a la Virgen María y a San José, la familia ocupa un lugar primario en la educación de la persona. Es una verdadera escuela de humanidad y valores perennes. Nadie se ha dado el ser a sí mismo. Hemos recibido de otros la vida, que se desarrolla y madura con las verdades y valores que aprendemos en la relación y comunión con los demás. En este sentido, la familia fundada en el matrimonio indisoluble entre un hombre y una mujer expresa esta dimensión relacional, filial y comunitaria, y es el ámbito donde el hombre puede nacer con dignidad, crecer y desarrollarse de un modo integral. (Cf. Homilía en la Santa Misa del V Encuentro Mundial de las Familias, Valencia, 9 de julio de 2006).

Sin embargo, esta labor educativa se ve dificultada por un engañoso concepto de libertad, en el que el capricho y los impulsos subjetivos del individuo se exaltan hasta el punto de dejar encerrado a cada uno en la prisión del propio yo. La verdadera libertad del ser humano proviene de haber sido creado a imagen y semejanza de Dios, y por ello debe ejercerse con responsabilidad, optando siempre por el bien verdadero para que se convierta en amor, en don de sí mismo. Para eso, más que teorias, se necesita la cercanía y el amor característicos de la comunidad familiar. En el hogar es donde se aprende a vivir verdaderamente, a valorar la vida y la salud, la libertad y la paz, la justicia y la verdad, el trabajo, la concordia y el respeto.

4. Hoy más que nunca se necesita el testimonio y el compromiso público de todos los bautizados para reafirmar la dignidad y el valor único e insustituible de la familia fundada en el matrimonio de un hombre con una mujer y abierto a la vida, así como el de la vida humana en todas sus etapas. Se han de promover también medidas legislativas y administrativas que sostengan a las familias en sus derechos inalienables, necesarios para llevar adelante su extraordinaria misión. Los testimonios presentados en la celebración de ayer muestran que también hoy la familia puede mantenerse firme en el amor de Dios y renovar la humanidad en el nuevo milenio.

5. Deseo expresar mi cercanía y asegurar mi oración por todas las familias que dan testimonio de fidelidad en circunstancias especialmente arduas. Aliento a las familias numerosas que, viviendo a veces en medio de contrariedades e incomprensiones, dan un ejemplo de generosidad y confianza en Dios, deseando que no les falten las ayudas necesarias. Pienso también en las familias que sufren por la pobreza, la enfermedad, la marginación o la emigración. Y muy especialmente en las familias cristianas que son perseguidas a causa de su fe. El Papa esta muy cerca de todos ustedes y les acompaña en su esfuerzo cada día.

6. Antes de concluir este encuentro, me complace anunciar que el VII Encuentro Mundial de las Familias tendrá lugar, Dios mediante, en Italia, en la ciudad de Milán, en el año 2012, con el tema: “La familia, el trabajo y la fiesta”. Agradezco sinceramente al Señor Cardenal Dionigi Tettamanzi, Arzobispo de Milán, su amabilidad al aceptar este importante compromiso.

7. Confío a todas las familias del mundo a la protección de la Virgen Santísima, tan venerada en la noble tierra mexicana bajo la devoción de Guadalupe. A Ella, que nos recuerda siempre que nuestra felicidad está en hacer la voluntad de Cristo (Cf. Jn 2,5), le digo ahora:

Madre Santísima de Guadalupe,
Que has mostrado tu amor y tu ternura
A los pueblos del continente americano,
Colma de alegría y esperanza a todos los pueblos
Y a todas las familias del mundo.
A Ti, que precedes y guías nuestro camino de fe
Hacia la patria eterna,
Te encomendamos las alegrías, los proyectos,
Las preocupaciones y los anhelos de todas las familias.
Oh María,
A Tí recurrimos confiando en tu ternura de Madre.
No desoigas las plegarias que te dirigimos
Por las familias de todo el mundo
En este crucial periodo de la historia,
Antes bien, acógenos a todos en tu corazón de Madre
Y acompáñanos en nuestro camino hacia la patria celestial.

Amén

______________________________________________

Misa Solemne durante el VI Encuentro Mundial de las Familias
Domingo, 18 de Enero  - EMF 2009
______________________________________________

El VI Encuentro Mundial de las Familias llegó a su fin en una emotiva Misa Solemne que tuvo como momento cumbre el mensaje en vivo vía satélite de Su Santidad Benedicto XVI. Asimismo, toda la ceremonia fue seguida desde la Ciudad del Vaticano por el Papa, quien impartió su bendición apostólica a los presentes.

Debido a la lluvia de la noche del sábado 17, el mensaje video grabado de Benedicto XVI tuvo que ser cancelado por lo que durante la Misa se hizo la transmisión de dicho mensaje. De esta manera, el domingo 18 fue especialmente conmovedor al transmitirse dos mensajes de Su Santidad.

La Misa fue presidida por el Cardenal Tarcisio Bertone, Secretario de Estado del Vaticano y Legado Pontificio. Contó con la presencia de más de 20 Cardenales y 200 Obispos provenientes de diversas partes del mundo.

Más de 200 sacerdotes participaron al momento de llevar la Sagrada Eucaristía a los fieles.

En la ceremonia, cientos de parejas renovaron sus compromisos matrimoniales frente al Cardenal Tarcisio Bertone. Momentos antes de la proclamación del Evangelio, siete niños indígenas llevaron cirios hasta el altar, correspondiendo a una lectura de San Lucas.

Durante el desarrollo del VI Encuentro Mundial de las Familias, el Papa otorgó la Indulgencia Plenaria a todas las personas que participaron y rezaron en familia. La Indulgencia Plenaria es una gracia especial que se concede no sólo por la expiación de la culpa sino para borrar en su totalidad todo rastro y seña de ella.

La ceremonia litúrgica se llevó a cabo en diversos idiomas: español, inglés, italiano, francés, entre otros. Así mismo, la transmisión de la Misa Solemne fue a nivel nacional e internacional.


Resumen del Encuentro festivo testimonial del sábado 17 de Enero


El sábado 17 de enero, la Basílica de Guadalupe se convirtió ahora en el escenario de un “Evento Testimonial y Festivo” cuyo eje central fue el rezo del Santo Rosario, algunas actuaciones musicales y el testimonio de varias familias mexicanas y del extranjero.

Además, se contó con un mensaje que desde el Vaticano envió el Santo Padre Benedicto XVI, las palabras del Cardenal Ennio Antonelli, Presidente del Pontificio Consejo para las Familias y del anfitrión, Cardenal Norberto Rivera Carrera, Arzobispo Primado de México.

Un momento de especial importancia para la Iglesia Católica fue la consagración de las familias frente al Legado Pontificio, Cardenal Tarcisio Bertone.

Los presentadores de esta ceremonia fueron Pedro Ferriz de Con y Julieta Lujambio. Entre los artistas que participaron en este evento están Gen Rosso, quien interpretó “Mi Alma canta”, el compositor e intérprete José Cantoral, autor de una canción especial para el VI Encuentro Mundial de las Familias. Además, Emmanuel y Alexander Acha, quienes cantaron a dueto “La Guadalupana” así como “Sentirme Vivo” y “Para Él”. Pedro Fernández interpretó “Amor de Madre” y todo el elenco cantó a los pies de la Virgen de Guadalupe “Cielito Lindo”.

Otros grupos que participaron en el evento Festivo fueron: la Orquesta Sinfónica CEDROS y el Coro de Infantes de la Basílica de Guadalupe.

Las familias que dieron testimonio de sus vivencias, su amor y su fe son: la familia Mena Velásquez de México, quienes a raíz de la enfermedad de sus hijos encontraron en Dios un camino de enriquecimiento espiritual; la señora Andreana Bassanetti, representante del movimiento “Figli in Cierlo, Scuola de Fede de Preghiera”, quien después de un alejamiento de Dios regresó a la Iglesia donde encontró un sentido de vida frente a los problemas de soledad que la aquejaban; y la Sra. Catherine Wiley, coordinadora de “National Grandparents Pilgrimage”, quien recitó la oración del Santo Padre Benedicto XVI dedicada a los abuelos.

Posteriormente, durante el rezo del Santo Rosario, siendo seleccionados los Misterios Gozosos, otras familias enriquecieron el evento con sus testimonios: la Familia Toffano, de Italia quienes adoptaron a dos niños holandeses y han trabajado en la evangelización de adultos; la Familia Colop, de Guatemala, quienes con el apoyo moral y espiritual de otras familias de la Pastoral Familiar Diocesana pudieron salir adelante ante distintos problemas; la Familia Francis Xavier, de Pakistán, quienes relataron sus experiencias como católicos que viven en un país de mayoría musulmana; la Familia Simando de Malawi, África, quien en una escuela superior dirige un programa de nutrición de una ONG y la Familia Loomis, de los Estados Unidos quienes hablaron del apoyo que los padres deben dar en todo momento a sus hijos.

Durante el Evento Festivo, también, hubo una procesión de distintas delegaciones con las banderas de sus países, diversos cantos y al término, fuegos artificiales.




Resumen del viernes 16 de Enero de 2009, tercer día del Encuentro de las familias


1. El VI Encuentro Mundial de las Familias cumplió satisfactoriamente la misión que le encomendara Su Santidad Benedicto XVI.

2. La nutrida asistencia física de más de 10 mil personas de los cinco continentes, así como el seguimiento del evento a través de la Internet y los medios de comunicación social convierten a este Encuentro en el más concurrido de su historia.

3. La presencia de 30 cardenales y 200 obispos, así como representantes de congregaciones religiosas y agrupaciones de seglares, universidades y centros de estudio, marcan también un sello distintivo de apertura al diálogo y a escuchar las distintas corrientes que vive la humanidad.

4. La especial y destacada presencia de S. E. Cardenal Tarcisio Bertone, secretario del Estado Vaticano y legado pontificio del papa Benedicto XVI para este Encuentro distingue a México y refleja el cariño y preocupación de Su Santidad. Su presencia es un signo claro del amor del Papa a las familias del mundo y en especial de México.

5. El consenso señala la vigencia que tiene hoy la familia como centro y célula vital de la sociedad. Una vez más su riqueza como núcleo fundamental para el ser humano permite que la familia esté presente, sea vigente y constituya una luz de esperanza en el atribulado mundo que enfrenta el siglo XXI.

6. El Encuentro constató una vez más la riqueza de la familia como educadora, formativa, transmisora de la fe, los valores, las tradiciones y la identidad cultural y espiritual que pudieran verse cuestionados por una globalización pragmática.

7. Frente a la crisis económica, la familia también se confirma como eje de la solidaridad y el apoyo fraternal a quienes pierden su empleo o ven mermados sus ingresos.

8. Los más de 10.000 asistentes al VI Encuentro Mundial de las Familias reconocen también:

- A la juventud como base de un futuro solidario y, sobre todo, de un presente fincado en el amor.

- A la mujer como centro riquísimo de valores y bases sólidas para la formación de los hijos y la sociedad. Para la Iglesia, la mujer ocupa un lugar principalísimo merecedor del mayor reconocimiento. Su sensibilidad aporta enormes fundamentos a la familia, el trabajo, la sociedad.

-A las distintas condiciones en que se desarrolla la familia por razones naturales; situaciones a las que la Iglesia está llamada a servir para hacer prevalecer y en su caso fortalecer los lazos familiares que forjen una sana sociedad.

- A los políticos que están comprometidos con el bien común, con la vida y con el respeto a la familia, al crecimiento de ésta y la consolidación.

 

Resumen del día 15 de Enero de 2009, segundo día del Encuentro de las familias

Durante el segundo día de las jornadas del VI Encuentro Mundial de las Familias, fue entronizada la imagen de la Virgen de Guadalupe, en el escenario en el que se desarrollan las conferencias magistrales y que da cabida a más de 10 mil congresistas que acudieron a la ciudad de México.

La ceremonia tuvo lugar al iniciar el ciclo de conferencias. Y en alegre procesión, cruzó el salón de plenos un cuadro de dos metros de alto, copia fiel de la imagen que en 1531 quedó impresa en el ayate o manta de campo de san Juan Diego. La Virgen de Guadalupe es patrona de México, y a ella fue encomendada la evangelización de América en el año 2000, por el Siervo de Dios Juan Pablo II.

Por otra parte, organizadores del VI Encuentro Mundial de las Familias informaron que desde inicio de enero, en tan solo 15 días, han ingresado a la página electrónica del Encuentro: emf2009.com, un total de un millón 81 mil personas.

De igual modo informaron que en la cobertura del VI Encuentro Mundial de las Familias participan 180 medios de comunicación, nacionales e internacionales.

En el primer día de trabajos, en la sala de prensa se hicieron 11 mil 500 impresiones de papelería con información periodística.

El primer número extraordinario del periódico “Desde la fe”, con un tiraje de 5 mil ejemplares diarios, fueron repartidos de manera gratuita entre los asistentes al segundo día de jornadas del Encuentro y por último, informan que se espera una aistencia de fieles de 17 mil personas para los eventos que se realizarán en el Atrio de las Américas de la Basílica de Guadalupe, el próximo sábado y domingo.

Los organizadores, también dieron a conocer que en el Centro de Exposiciones Bancomer, donde se desarrolla el Congreso Teológico, participan 480 voluntarios y que mil 700 más lo harán en el la Basílica de Guadalupe.

Durante el primer día de trabajos, en el comedor del Centro Expo Bancomer se preparó alimento para 9 mil personas, no obstante, según estimaciones del Estado Mayor Presidencial, el número de asistencia a la inauguración del VI Encuentro Mundial de las Familias, al que asistió el Presidente de México Lic. Felipe Calderón, fue de 12 mil personas.

Resumen del día 14 de Enero, primer día del Encuentro de las Familias en México.

Autoridades civiles y religiosas coincidieron en señalar que la familia constituye la base de la identidad de la persona y la sociedad ya que es la institución social más importante para promover los valores; en el caso particular del país que es sede del VI Encuentro Mundial de las Familias, estas son el corazón de México.

Durante la inauguración de este evento internacional al que asistieron casi 10 mil personas, el Presidente de México Lic. Felipe Calderón destacó que para tener un país más seguro y libre de drogas -a las que calificó como la esclavitud del siglo XXI- advirtió la necesidad de fortalecer a la familia y anunció todo el poder del Estado para luchar a favor de las familias y sus hijos. Al analizar los procesos nacionales en la permanente lucha contra el narcotráfico, el Presidente Calderón dijo que gran parte de los narcotraficantes y las personas que viven en violencia, han tenido problemas en la disfuncionalidad de sus familias.

Por su parte, el Cardenal Ennio Antonelli, Presidente del Pontificio Consejo para la Familia, al dirigirse al auditorio en donde estaban presentes personas de los cinco continentes, precisó: “somos muchos y uno, en virtud de Cristo y del Espíritu Santo… Representamos distintos pueblos y culturas del Pueblo de Dios; están presentes las familias católicas de la Iglesia y de la sociedad civil”.

El cardenal Norberto Rivera Carrera, Arzobispo de México y anfitrión del VI Encuentro Mundial de las Familias, reconoció que existen distintas amenazas contra las familias pero aseguró que “la familia sigue siendo un baluarte de la sociedad, sin distingos de familias completas o incompletas, México abre sus puertas al mundo. México, país donde se mostró María de Guadalupe a San Juan Diego, es su familia, señaló el cardenal Rivera Carrera.”

Por su parte el Presidente de la Conferencia del Episcopado Mexicano, Monseñor Carlos Aguiar Retes reafirmó que la familia es patrimonio de la humanidad y escuela de la fe, pero advirtió peligros como el relativismo ético, la pobreza y algunas legislaciones civiles contrarias a la familia, por lo que hizo un llamado a tener mayor conciencia y compromiso para trabajar por la familia y la sociedad.

La inauguración del VI Encuentro Mundial de las Familias fue cubierta por más de 500 periodistas que se desempeñan en distintos medios de comunicación de todo el mundo.

Durante el evento, varios oradores recordaron con gran cariño al Siervo de Dios Juan Pablo II y, el Presiente Felipe Calderón, envió un mensaje al Papa Benedicto XVI: lo esperamos siempre con los brazos abiertos.

Horas después, el Cardenal Ennio Antonelli, Presidente del Pontificio Colegio para las Familias ofreció una conferencia de prensa en la que hizo un amplio reconocimiento a la visión social del Presidente de México, Lic. Felipe Calderón, durante el discurso que pronunció durante la inauguración del VI Encuentro Mundial de las Familias.

De igual modo, el cardenal Antonelli celebró la riqueza de conceptos sobre la familia, el amor y su trascendencia en el futuro de la sociedad, en las propias palabras del Presidente Felipe Calderón.

En conferencia de prensa, ante un salón lleno de periodistas, el cardenal Antonelli quizo profundizar sobre algunos conceptos del discurso del Presidente de México y por ejemplo, platicó que en Italia, él ha sido obispo de tres diócesis distintas, en las cuales, ha visitado las cárceles, y dijo que el 80 por ciento de los internos en aquellas prisiones han carecido del amor de un padre o una madre.

El cardenal Antonelli aseguró que la educación en una familia con valores siempre será un método eficaz en la prevención contra las drogas y la violencia. “El principal aliado de la familia es Dios, que la ha creado y Él ha puesto a la familia en el corazón del hombre y la mujer”

A pregunta expresa de un reportero, explicó la diferencia entre el Vaticano y la Iglesia cuya presencia es universal, y dijo que la auténtica democracia es aquella que valida a todas las presencias de la sociedad, entre ellas, las voces de la propia Iglesia.

A lo largo de la sesión hubo discursos y mesas de trabajo.

El religioso capuchino italiano Rainero Cantalamesa, predicador de la Casa Pontificia impartió una conferencia titulada “Las relaciones y los valores familiares, según la Biblia”, en la que advirtió que “Nos encontramos frente a un rechazo aparentemente global del proyecto biblico sobre sexualidad, matrimonio y familia, pero el primer error que hay que evitar en mi opinión es: el de pasar todo el tiempo combatiendo las teorías contrarias”.

Por su parte el Cardenal Marc Ouellet, Arzobispo Primado de Canadá, en su conferencia “Los valores a descubrir y redescubrir” afirmó que “para el uno de los valores a descubrir es revitalizar la fe en el pacto de alianza de los esposos y el impacto que tiene la vivencia de esa donación como un encuentro personal con Cristo que confiere a los esposos una gracia que los une, que los cura y los santifica en su vida de amor, e instó a la audiencia a buscar formulas novedosas que ayuden a los esposos a prepararse para tal acto de consagración a Dios dándose el uno para el otro.

Durante todo el día sacerdotes, obispos y matrimonios han dado testimonios del valor de este sacramento instituido por Dios y el cual es estudiado a fondo en este VI EMF bajo el lema: La Familia formadora de Valores”.

 

Volver a la página principal de Web Católico de Javier

Firmar en el libro de visitas

Subscríbase gratis a la lista de correo de Web Católico de Javier para recibir las novedades semanales

eXTReMe Tracker